Facebook | 

Radio Diospi Suyana

La familia Brady camino de vuelta a Europa

Han invertido diez años de sus vidas por los peruanos

El Dr. David y la Dra. Dorothea Brady han trabajado diez años en el Hospital Diospi Suyana. El Urólogo y la pediatra pertenecen al grupo pionero de los primeros misioneros que llegaron a Diospi Suyana. Con todo derecho se podría de decir que fueron uno de los primeros en escuchar la charla de Diospi Suyana. El verano del 2003 se encotraron por primera vez los Bradys con los Johns en el Hospital Vozandes del Oriente en Shell / Ecuador. A razon de una invitacion del Dr. Eckehart Wolff, el Dr. John realizó una presentacion del un Hospital que aún no existia en el Peru. El resto ya todos conocemos.

Justo antes de la inauguración del Hospital Diospi Suyana llegaron los Bradys con sus dos hijos Anna y Konstantin  a Curahuasi. Eso fué en Agosto del 2007. Durante cinco años el Dr. Brady ocupó el puesto de Director representante del Hospital Diospi Suyana. El 16 de Diciembre tuvo un grave accidente junto al Dr. John del cual sobrevivieron por milagro.

Seria imposible hacer una lista de todo el trabajo del Dr. Brady. La lista estaría incompleta. Se tendría que mencionar las miles de operaciónes que el Doctor Austriaco ha realizado exitosamente en el Hospital Misionero y las miles de Prostataectomias. La Madre de dos niñas y un niño se convirtió en plena necesidad para muchos niños Quechuas. Esta pareja de medicos tambien colaboraron en distintas iglesias y en el trabajo con jovenes y niños. Un grupo de varones y un grupo de Madre con Hijos fueron de gran bendicion gracias a su presencia y apoyo.

Su casa siempre fué un refugio para muchas personas que tenian necesidad de comida pero tambien alguna necesidad del alma o simplemente poder abrir su corazon. Cada pastel de Doro era de la mejor calidad. Al final de toda la labor misionera solo cuenta una pregunta: „Te has convertido en el amigo de los que viven a tu alrededor?“. En el caso de la pareja Brady, la respuesta es definitivamente: SI!

Hace unos dias partió el Omnibus con los cinco Bradys, Laura Furhmann (Instructora), Judith Friedrich (Profesora de Ingles) como tambien Jonathan Wessolowski (Instructor), hacia Lima. El próximo lunes saldrá como planeado su vuelo hacia Frankfurt. Dejan con nosotros muchos recuerdos  y tambien un sentimiento de melancolía.

Les deseamos a los Bradys y a sus acompañantes de viaje un buen comienzo en Europa. Despues que sus hijos finalizen sus estudios, entonces podria ser posible un retorno a Perú. Pero hasta ese día correrán muchas aguas por los caudales del Rio Apurimac.

En el capitulo 3 de Eclesiastés esta escrito:

En este mundo todo tiene su hora; hay un momento para todo cuanto ocurre:
Un momento para nacer, y un momento para morir.
Un momento para plantar, y un momento para arrancar lo plantado.

Un momento para matar, y un momento para curar.
Un momento para destruir, y un momento para construir.

Un momento para llorar, y un momento para reír.
Un momento para estar de luto, y un momento para estar de fiesta.

Un momento para esparcir piedras, y un momento para recogerlas.
Un momento para abrazarse, y un momento para separarse.

Un momento para intentar, y un momento para desistir.
Un momento para guardar, y un momento para tirar.

Un momento para rasgar, y un momento para coser.
Un momento para callar,
y un momento para hablar.
Un momento para el amor, y un momento para el odio.
Un momento para la guerra, y un momento para la paz.

¿Qué provecho saca el hombre de tanto trabajar? Me doy cuenta de la carga que Dios ha puesto sobre los hombres para humillarlos con ella.
Él, en el momento preciso, todo lo hizo hermoso; puso además en la mente humana la idea de lo infinito, aun cuando el hombre no alcanza a comprender en toda su amplitud lo que Dios ha hecho y lo que hará.

Los Bradys se han elegido en sus vidas lo que es de valor eterno. Aunque no siempre lo entedamos todo, nos movemos constantemente con dirección hacia la eternidad. /KDJ

Despedida de nuestros colégas medicos el 18 de Mayo

Setiembre 2015 en Curahuasi. Despues de dos años de estadía en Alemania, los Bradys retornan a Peru por cinco años mas. Salome (al medio) nace en Curahuasi.

Leave a Reply