Gerhard Wieland: Un hombre que trabaja

Con la llegada de los contenedores hace dos semanas se produjo un nuevo marco de acción. Muebles y equipos tienen que ser inspeccionados con cautela y tienen que ser reinstalados profesionalmente. Hace días Gerhard Wieland está inspeccionando cada tornillo y cada rueda. Huellas de uso son desaparecen genialmente bajo los retoques del pinsel. Aún trabaja solo en el sala de depósito. Dentro de unos días su esposa Heike se ocupará de la ropa y lencería del hospital. 150 cajas con camisas, pantalones delantales y sábanas suman varios miles de textiles. Hay mucho que hacer. Entre otras cosas, Heike Wieland va a marcar todas las piezas de ropa y lencería con el logo del hospital.

Queremos aprovechar la oportunidad para agradecer a la familia Wieland de todo corazón por su gran esfuerzo aplicado en tantas áreas de trabajo de Diospi Suyana (dos fotos)

Click to access the login or register cheese