Au – esto si que duele!

Martes por la tarde: Florian John corre apurado hacia la casa:  “Mama, Max se ha caído en la plaza y su brazo esta torcido”.

La Dra. Martina John acude a la plaza de Curahuasi y encuentra a Max (10 años), quejándose de dolor. Su brazo izquierdo esta completamente deformado. Diagnostico: fractura doble del antebrazo, del cubito y del radio. La doctora coge al niño, el cual aguanta el dolor valientemente y se lo lleva en un taxi all hospital. 

En el hospital, el niño es atendido inmediatamente. La pediatra Dra. John le inyecta un analgésico contra el dolor. Unos minutos mas tarde ingresa a la sala de operaciónes # 4. 

Este es un caso para nuestro traumatólogo. El Dr. Fleck, vuelve las fracturas a su posición correcta cuidadosamente. El pequeño Max no toma cuenta de la operación. Duerme profundamente. El anestesista Dr. Hinger tiene bastante experiencia y sabe muy bien como liberar al paciente del dolor.  

Se hacen tomas del brazo y se corta el yeso del costado para evitar un hinchazón.  Este es un trabajo de rutina para el enfermero Michael Moerl que por casualidad es también el padre del paciente. La madre se encuentra a su costado y esta aliviada que todo el drama tuvo un buen final. 

 La hermanita de Max, observa silenciosamente a su hermano a través de una abertura de la puerta.